La autoestima es, sin ninguna duda, un elemento clave para nuestro desarrollo personal y para conseguir alcanzar los objetivos que nos propongamos.

Ahora bien, ¿sabes si tienes suficiente autoestima?

¿Te falta autoestima?

Para saber si tenemos suficiente autoestima, lo mejor es detectar dónde apoyamos nuestro valor como personas. Ese es para mi el síntoma clave.

Síntoma principal de baja autoestima

El síntoma principal de baja autoestima es apoyar nuestro valor como personas en el exterior. Es decir, en las opiniones, o en las reacciones que nuestros actos y decisiones producen en los demás.

Esto provocará que las emociones que sentimos en nuestra vida estén expuestas de tal forma que variarán de la misma forma que si viajáramos continuamente en una Montaña Rusa.

Cuando las personas con las que nos relacionamos nos alaben, nos sentiremos eufóricos y nos subirá la moral, por el contrario si esas mismas personas nos critican nuestro estado de ánimo se hundirá en nuestra propia miseria.

Apoyar la autoestima en el exterior

Es decir, somos cautivos de los caprichos de los demás y por lo tanto nuestra autoestima queda fuera de nuestro control.

¿Tiene solución esta situación?

Por supuesto, pero hemos de dar un completo giro a las bases de nuestro valor como personas.

¿Baja autoestima? ¿Qué puedo hacer?

Basando nuestro valor en el Interior

Para desprendernos de la montaña rusa del ánimo y conseguir que nuestro valor permanezca estable tenemos que hacer fundamentalmente tres cosas:

  • Ignorar a los demás.
  • Trabajar nuestra autoestima.
  • Querernos.

Apoyar la autoestima en el interior

Ignorar a los demás

Debemos utilizar simplemente las opiniones de los demás para mejorar, como FeedBack. Pero en general, haremos oídos sordos tanto a críticas como alabanzas, por supuesto evitando llegar a la arrogancia.

Trabajar nuestra autoestima

Debemos comenzar a valorar por nosotros mismos nuestras fortalezas, sin necesidad de compararlas con las de otras personas.

Una buena idea es marcarnos pequeños objetivos de mejora y cuando los alcancemos gratificarnos con pequeñas recompensas. Y recuerda la comparación siempre será de mejora de nuestras propias habilidades.

La autoestima tiene que ser un trabajo INTERNO, lo importante es saber que cada vez somos una versión mejorada de nosotros mismos. El trabajo y el esfuerzo inevitablemente nos lleva a un crecimiento interior. Recuerda, no te compares y no te juzgues, disfruta del proceso de crecimiento.

Querernos

Muy importante, regalarnos siempre pequeñas o grandes recompensas cuando alcanzamos una mejora, o simplemente cuando realizamos el esfuerzo para ello aunque el resultado no fuese el deseado.

Lo importante es iniciar el camino y no dejar de avanzar, animarnos a nosotros mismos y sentirnos orgullosos de lo que somos.

Muchas gracias 😊

Categoría:
Buenas practicas, Marca Personal, Organización, Reflexiones, Visual Thinking
Etiquetas:
,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: